Vivimos valientemente el Evangelio a través de nuestras vidas

Reflexión en Español de Evangelio del Domingo 13 de Diciembre

Monseñor Gregory Parkes

 

Juan les contestó: “Yo soy la voz que grita en el desierto: ‘Enderecen el camino del Señor’”.

– Juan 1, 23

 

¿Has dicho alguna vez o escuchado decir a alguien: “¿Quién te crees que eres?” Normalmente se dice esto para cuestionar la autoridad de lo que alguien dice o hace. Y probablemente éste fuera el caso de Juan el Bautista, como leemos en el Evangelio de san Juan de este fin de semana. Algunos sacerdotes, levitas y fariseos fueron enviados por otros para cuestionar a Juan el Bautista. Le preguntaron: “¿Quién eres, pues?” ¿Eres Elías?” Él les respondió: “No lo soy”. “¿Eres el profeta?” Respondió: “No”. Y, citando al profeta Isaías, continuó diciendo: “Yo soy la voz que grita en el desierto: «Enderecen el camino del Señor»”. Juan estaba proclamando la llegada del Mesías.


En este tercer domingo de Adviento conocido como el domingo de gaudete, palabra que significa regocijo, también nosotros esperamos su llegada con una alegre esperanza.
Si alguien te preguntara: “¿Quién eres?”, “¿Eres cristiano?”, ¿cómo responderías? ¿Podría la gente decir que eres un discípulo de Jesucristo por tu manera de actuar y de expresarte? Mucha gente de hoy en día aseguran ser espirituales, pero no religiosos. Otros dicen que son cristianos, pero no practican la fe ni viven de una manera cristiana. Claro que todos los cristianos tropezamos en el camino y no siempre somos los mejores en dar testimonio de nuestra fe. Pero, con la ayuda de Dios, seguimos adelante.


Normalmente se podemos identificar a un cristiano auténtico por su manera de vivir. Irradian amor, compasión, comprensión y misericordia, y están dispuestos a compartir su fe con cualquier persona que esté dispuesta a escuchar. ¿Tienes la valentía para hacer esto? Estamos llamados a Vivir Valientemente el Evangelio en nuestra propia vida. Pídele al Espíritu Santo que te dé la fuerza y la valentía para hacerlo”.